El informalismo en Italia

El Informalismo en Italia

Concepto espacial
L.Fontana (1951) oleo y arena s/tela


La modalidad informalista que más importancia tuvo en Italia fue el Espa­cialismo, cuyo máximo representante fue Lucio Fontana (1899-1969). Naci­do en Rosario de Santa Fe (Argentina), de padres italianos, Fontana estudió en Italia, pues su familia se instaló en Milán cuando él contaba cinco años. Volvió a Argentina a principios de los años veinte y a mediados de esa déca­da tomó la decisión de dedicarse a la escultura. Sus primeras obras se encuentran bajo la influencia de dos escultores tan distintos como Archipenko y Maillol. A su regreso a Italia, se matriculó en la Academia Brera de Milán. donde aprendería técnicas tradicionales. Fue a comienzos de los años trein­ta cuando, al abandonar la escultura de carácter figurativo, comenzó a ex­perimentar con técnicas y materiales nuevos, como el hormigón y el hierro. En 1935 realizó una serie de piezas abstracto-geométricas muy interesantes que expondría en diversas muestras organizadas en Italia y en París.


Concepto espacial L.Fontana
(1960-61) materiales diversos,oleo y masa de vidrio molido.

Concepto espacial L.Fontana (1960-61 ) tecnica mixta
De nuevo en Argentina, en 1940 se relacionó con un nutrido grupo de intelectuales y artistas como Larco y Romero Brest, con quienes fundaría la Academia de Altamira. Sus inquietudes en torno a la obra artística que­darían reflejadas en el llamado Manifiesto Blanco, publicado en 1946,que, en cierto sentido y tanto desde un punto de vista formal como por su contenido, remite a los manifiestos futuristas.
Lucio Fontana volvió a Italia en 1947 y, tan sólo un año más tarde redactó el Manifiesto Espacial junto a otros artistas. En él propugnaban necesidad de un arte nuevo que englobara distintas posibilidades de expresión. Muy poco después, en 1948, Fontana se introdujo de lleno en el ámbito de la pintura que él denominaría espacialista. En sus primeras rea­lizaciones se limitó a hacer orificios de tamaños distintos sobre la superficie de la tela, que aparece pintada casi siempre monocromáticamente. A medida que transcurría el tiempo, el artista se decantaría cada vez mas por la pintura, aunque no abandonó por completo la obra escultórica.
Las obras con perforaciones iban adquiriendo mayor complejidad pues Fontana introducía elementos por collage. como pequeñas piedrecitas, vidrios, cuentas de colores. etc. En los cuadros con orificios predomina la noción de multiplicidad, sobre todo en la primera época. Más tarde, cuando a inicios de los sesenta prefirió efectuar rajas o cortes en la tela, restringía considerablemente el número de perforaciones. Su obra se tendía cada vez más a un rigor que preludiaba soluciones minimalistas, sobre todo si se tiene en cuenta que, en la mayoría de los casos, sus pintu­ras son monocromas. Emplea preferentemente tonalidades rosa-malva o bien colores vivos, como rojo, amarillo, verde, junto a pinturas plateadas y doradas. El peculiar modo de emplear la técnica del grattage para conse­guir orificios o cortes de gran limpieza constituye una de las características esenciales de la obra de Fontana. En el fondo, las rajas o cortes, realizados con útiles cortantes, son muy similares a las pinceladas gestuales de los ar­tistas que trabajan en esa línea, como Hartung.

Concepto espacial L.Fontana (1958) oleo y arena s/tela

El conjunto de la obra pictórica espacialista de Lucio Fontana muestra hasta qué punto el artista logró evocar ese ansiado espacio tiempo infor­malista; tan distinto del tradicional. Huyendo de cualquier sistema ilusorio representacional, Fontana consiguió introducir, a través de los orificios, la tercera dimensión en el cuadro.
A mediados de los años sesenta, Fontana realizó una serie de obras de técnica compleja, en las que combinaba la madera pintada con esmalte y la pintura propiamente dicha; se trata de los Teatrini, que pueden considerarse como esculto-pinturas y en los que la noción espacial es el elemento fundamental.



Concepto espacial "teatrino"L.Fontana (1965) madera lacada y acrilico s/tela


Un artista muy distinto es Alberto Burri (1915), cuya obra debe situarse en la tendencia matérica del Informalismo.


Gran rojo- A Burri
(1954) tecnica mixta
Su obra se caracteriza por la presencia de materiales muy diversos; entre los que destacan las telas de arpillera, que aparecen recosidas con grandes cuerdas y puntadas. En ocasiones, se trata de telas rotas en las que pueden verse determinadas zonas agujereadas. El artista combinó estos materiales de desecho, a los que se suman maderas quemadas y chapas metálicas, con la pintura pro­piamente dicha. Ésta aparece distribuida por la superficie del cuadro a modo de manchas de carácter irregular. Las tonalidades empleadas por
Sacco e Rosso. A Burri

(1954) acrilico s/ tela s/tela
Burri se acercan a los colores de la tierra (acres, castaños, beiges y negro).
Es importante señalar que tanto la obra de Fontana como la de Burri constituyen un punto de arranque para la estética del Arte Povera, surgido a fines de los años sesenta. Otros informalistas italianos que cabe mencio­nar son Giuseppe Capogrossi, Roberto Crippa y Emilio Vedova.


Fuente:”historia universal del arte”últimas tendencias. Lourdes Cirlot. Editorial Planeta.1994
Inicio

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada